jueves, 6 de julio de 2017

“Nuestra casa en el árbol” - Lea Vélez

No había leído nada de Lea Vélez, aunque sí conocía su obra por haber leído reseñas bastante entusiastas de algunas de sus anteriores novelas. Además, la sigo en las redes y conozco un poco a su familia. Por lo que me llamó mucho la atención esta novela en la que, de forma ficionada, habla de ella, de sus hijos, de sus problemas en el colegio, etc…

Éstas son mis impresiones


Lea Vélez


Lea Vélez nació en Madrid en 1970 al cobijo de una familia fanática de la literatura. Tras estudiar Periodismo en la Complutense, se dio cuenta de que, además de observar, analizar y escribir, le apasionaba el cine. Por eso decidió convertirse en guionista, y hasta el momento ha escrito más de seiscientas horas de ficción televisiva.

Es autora de las novelas El desván (Plaza y Janés, 2004, escrita junto a Susana Prieto), La esfera de Ababol (Planeta, 2006), La cirujana de Palma (Ediciones B, 2014) y El jardín de la memoria (Galaxia Gutemberg, 2014).

Vive en una casa en pleno campo, en la sierra de Guadarrama. También tiene fuertes lazos con Inglaterra y pasa largas temporadas en la ciudad de Brighton, donde encuentra inspiración junto al mar y buenos amigos con los que tocar música en directo, y que se ha convertido en el escenario de Nuestra casa en el árbol.



Datos técnicos


Título: “Nuestra casa en el árbol”

Autora: Lea Vélez

Editorial: Destino

Edición: de gran tamaño, tapa blanda con solapas

Publicado en marzo de 2017

Páginas: 400

ISBN: 978-84-233-5211-1 

PVP: 19,90 € en papel



Argumento


Tras la muerte de su marido, Ana decide que la vida de ciudad, las mil extraescolares, los problemas educativos, los infinitos deberes repetitivos y la dislexia galopante de su hijo mayor son demasiado para ella. No puede más. No tiene tiempo para vivir del modo que el sistema le impone y a la vez estar con sus niños. Entendiendo que ella es la mejor «profesora de extraescolar» para ellos, decide romper con todo. Escapa de un mundo derruido y lleno de dolor, vende todo lo que la ata a Madrid y se marcha al sur de Inglaterra, al hostal inglés que su marido le dejó en herencia.

Allí, en Hamble-le-Rice, un bucólico pueblo de pedernal junto a la desembocadura del río Hamble, Ana crea un mundo de humor, un entorno irreverente y liberal, en una antigua escuela de carpintería situada en el borde mismo del agua.

Sus hijos, Michael, Richard y María, gracias a su vida en plena libertad, extraerán de sus aventuras y experiencias personales sus propias vocaciones y destinos, demostrando que la excelencia puede alcanzarse a través de la sencillez, sin sacrificar la infancia en favor del futuro.



Impresiones

Ana es viuda y tiene tres hijos pequeños, Michael, Richard y María. Vive -o sobrevive- como puede en Madrid. Es una madre implicada en la crianza de sus hijos. Hijos muy especiales pues los tres tienen altas capacidades. Esto, que es algo muy positivo, se puede convertir en algo negativo cuando el sistema escolar no conoce ni reconoce las particularidades de estos niños. Tras luchar enconadamente y sin posibilidades de éxito con un sistema antiguo, inadaptable e inamovible, decide vender todo lo que tiene en Madrid y emigrar a Inglaterra. Su marido inglés le ha dejado en herencia una preciosa casa (antes una escuela de carpintería) en Hamble-le-Rice, un bucólico pueblecito junto a la desembocadura del río Hamble y Ana decide establecer allí su hogar y convertirlo, además, en su modo de vida: una pensión, lo que aquí llamaríamos una casa rural con encanto. Apunta a sus hijos a un colegio de la zona pero no dejará de tener problemas. Su hijo mayor, Michael, es disléxico y sabe todo lo que hay que saber sobre galaxias y agujeros negros pero se niega a escribir. las cosas que su profesora le manda. Y su profesora se niega a aceptar que no lo haga así que los problemas serán constantes.

“Nuestra casa en el árbol” nos narra la historia de Ana y sus tres hijos, muy pequeños a la sazón. Sólo eso y nada más que eso porque el argumento es muy sencillo, sí: no es más que la historia de una familia. Diría una familia normal aunque con una madre y unos hijos tan especiales no sé si puede calificarse de tal. Sus conversaciones no son las habituales en cualquier familia. Donde otros hablan de futbol, Peppa pig, etc, etc, ellos ven (y critican inteligentemente) películas clásicas para adultos, hablan de cuestiones técnicas y científicas, etc… Las preguntas que hacen los niños nos dejarían con la boca abierta si no fuera porque ya hemos leído muchas de ellas en el Facebook de Lea. Y la madre tiene la paciencia, la voluntad y la inteligencia suficiente para estar a su altura y acompañarles en todo momento en ese afán de saber.

No es fácil la vida de Ana y podremos comprobarlo en estas páginas. Primero, su vida como madre en solitario de tres niños pequeños: una madre que ha de buscarse la vida para mantenerlos económicamente, pero que ha de estar siempre ahí para ser su madre, su amiga, su compañera y su profesora. Porque cuando en el colegio insisten en que escriban frases como “mi mamá me mima” cuando ellos están más interesados en cuestiones de astronomía y física nuclear, todo puede resultar muy duro. Y cuando un niño cuya inteligencia es muy superior a la media no es capaz de escribir correctamente las frases tontas que una profesora insiste que escriba, so pena de repetir curso, todo puede parecer muy injusto. Así que es Ana la que, además de su función como trabajadora y madre, tendrá que asumir la de profesora de extraescolar que motive a sus hijos y les acompañe en su curiosidad inagotable

En este libro existe una fuerte crítica a un sistema escolar obsoleto y rígido que no se adapta a las circunstancias de algunos niños. Curiosamente, sí está prevista la ayuda a niños con problemas de aprendizaje y en la mayoría de los colegios (si no en todos) hay profesores de apoyo para estos pequeños. Pero lo que en casi ningún caso se prevé es qué hacer con los niños cuya inteligencia está por encima de la media y que, de no recibir el suficiente estímulo, corren el riesgo cierto de fracasar en sus estudios. En estos casos suelen ser los padres los que tienen que buscarse la vida a través de extraescolares o lo que sea que estimule la curiosidad innata y la facilidad de aprender de estos niños. Por eso, cuando en algún colegio existe algún profesor con ganas y que toma a estos niños bajo su ala, es una maravilla (lo digo porque conozco casos)

Con un estilo impecable, Lea Vélez nos va contando el día a día de esta familia y muchas de las conversaciones entre sus miembros. Conversaciones tremendamente inteligentes, que siempre te hacen pensar, a veces reír, otras casi llorar, en la mayor parte de los casos emocionarte. Tendremos dos narradores en esta novela: Richard, el hijo mediano, y la propia Ana a través de los diarios que escribe y en los que cuenta sus anécdotas del día a día

Y todo ello, lo hará bajo la forma de una gran metáfora: Ana quiere hace una casa en un roble centenario. Lo más fácil sería comprarla prefabricada y que el árbol se adapte a la casa, podando las ramas que estorben. Pero Ana quiere respetar la naturaleza del árbol, su esencia, y considera que es absurdo podar sus ramas. Lo que hay que hacer es una casa que se adapte al árbol y no al revés. Por ello, tras un minucioso estudio del árbol y a pesar de que ella no sabe nada de carpintería, empezará a construir, tablón a tablón, su preciosa casa. Así, en su vida, ella quiere respetar y que se respete la naturaleza de sus hijos, no quiere “podar” sus ramas para que se adapten a un sistema ilógico y que no funciona. Quiere que sean libres para desarrollarse como personas y para dar de sí todo lo que puedan sin trabas externas.



Conclusión final


“Nuestra casa en el árbol” es una novela inteligente y emotiva que nos habla de una familia muy especial y de una forma muy especial de vivir la maternidad. Un canto a la infancia y a la libertad, que me ha encantado leer. Es probable que no sea una lectura para todo el mundo, creo que hay que tener una sensibilidad muy particular para entenderla y disfrutarla verdaderamente y, probablemente, ayude el ser una misma madre. Pero os advierto que, si conectáis con ella, la vais a disfrutar muchísimo

Podéis comprarla en Popular libros


25 comentarios:

  1. Con esta novela estoy indecisa,por un lado me apetece leerla y por otro hay algo que me frena.No sé que haré al final.
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Ya sabes que a mi novelas con tanto sentimiento no me van mucho, así que lo dejo pasar. Besos

    ResponderEliminar
  3. No me importaría leerla, además sigo a Lea desde hace tiempo en las redes sociales y me encantan las historias de sus hijos.
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Tengo mucha curiosidad por esta novela, aunque no sé qué tal me la tomaría desde mi ángulo. Como maestra, no sé si terminaría de tragar con esa visión tan crítica (debe ser que yo he tenido suerte porque he conocido más maestros buenos que malos, aunque muy pocos somos capaces de lidiar con las exigencias de padres y administración a la vez, en las condiciones que estamos, que también darían para escribir un libro). En fin, que me atrae la historia pero no sé si mi visión empañaría un poco el poder disfrutarla como debiera.
    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Hola!

    Todo lo que he leído sobre este libro es bueno y lo que nos cuentas sigue esa línea pero aun así lo dejo pasar, no sé por qué pero hay algo que no me acaba de atraer.

    Un beso

    ResponderEliminar
  6. Me gustó mucho cuando lo leí. Un beso

    ResponderEliminar
  7. No tengo muy claro si me gustaría, de momento tengo el título con interrogantes
    Besos

    ResponderEliminar
  8. Con este no me animo. Al menos de momento

    ResponderEliminar
  9. ¡Me encanto! Bueno, ya lo sabes ;-))) Es verdad que tiene una fuerte crítica al sistema educativo pero está muy bien razonado y si tienes hijos pequeños te sientes muy identificado: ¿por qué intentar meterles a todos los niños exactamente el mismo kit de conocimientos superfluos? Cada niño es un universo, deberíamos ofrecerles un kit a medida a cada uno de ellos. Besos.

    ResponderEliminar
  10. No termino de decidirme con este libro. Me llama lo que cuentas pero soy reticente.
    Un beso ,)

    ResponderEliminar
  11. Sigo a Lea en las redes y me parece muy interesante todo lo que cuenta, así que esta novela me apetece muchísimo.
    Besos!

    ResponderEliminar
  12. A mi me apetece esta historia, pero tendría que encontrarle el momento adecuado.
    Un beso

    ResponderEliminar
  13. Holaky!!

    Ay, es que a mi me gustan cadí todas, y si la reseña es buena como esta, me cuesta dejarla atrás ¡pero no tengo ni tiempo ni cuartos para tanto libro! Qué asco ser pobre...😱

    Besitos!! 💋💋💋

    ResponderEliminar
  14. Hola. A mi si que me apetece mucho leer la novela, me la han recomendado escritores y amigos. Seguro que la leeré. Gracias por la reseña.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  15. Hola! No conocía el libro pero no termina de llamarme del todo la atención así que lo dejaré pasar. Muchas gracias por la reseña.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  16. Seguro que me gustaría pero no creo que la lea.

    ResponderEliminar
  17. Lo tengo apuntado, espero no tardar mucho en leerlo, besotes

    ResponderEliminar
  18. Quisiera leerla antes de que acabe el verano. Sigo a la autora, desde hace tiempo, por las redes sociales y me gusta mucho como escribe. Besos

    ResponderEliminar
  19. Yo también disfruté mucho con esta lectura tan especial.
    Besos

    ResponderEliminar
  20. Lo tengo apuntado, creo que lo disfrutaré un montón
    Besos

    ResponderEliminar
  21. La verdad es que Manuela me dejó con muchas ganas de esta historia y se ve que todo el que lo leer queda encantado. La tengo apuntada, a ver si le encuentro un hueco.
    Besos

    ResponderEliminar
  22. Tiene pinta de ser una delicia de lectura, estoy segura de que me encantaría por la crítica que hace al sistema educativo. Es verdad, que no hay ayudas para estos niños "diferentes" y la mayoría, por desgracia, acaba en fracaso cuando no debería.

    Me recuerda mucho a la película "Capitán fantástico" por el mensaje que lanza, así que te la recomiendo.

    Besitos

    ResponderEliminar
  23. Quizá me anime. No he leído nada de esta autora y puede que sea el momento.

    ResponderEliminar
  24. De acuerdo con tus impresiones. Es una novela que merece la pena leer.

    ResponderEliminar
  25. No me termina de convencer. Besos.

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario